¡Aplazando una cita!




Marisol había quedado con su novio para ir de compras, pero como tuvo la suerte de encontrarse con Torbe y de que le diera unos cuantos euros por acostarse con él, cuando fue más tarde a la cita tenía dinero extra para comprarle ropa cara a su chico.