Sexo a la japonesa




Mitad japonesa, mitad brasileña, Miyuki se ha quedado con lo mejor de cada raza y de cada cultura. De las japonesas ha heredado esa timidez que las hace tan atractivas, al igual que unas tetas naturales muy bien puestas. De las brasileñas ha recibido la pasión por el sexo, un culito muy buen puesto y su forma de moverse cuando folla. Una mezcla irresistible a la vez que sorprendente.