Pibones a domicilio




!Qué dos mujeres en la misma habitación! Se juntan la simpatía y el morbazo de Baby Reed con la exuberancia y desparpajo de Sandra Milka. Si la habitación fuera un cuadrilátero y la escena un combate de boxeo, no sabríamos decir cual de las dos se llevaría el cinturón de campeona, lo que es seguro es que la que ganara, vencería por los puntos, unos puntos que le concedería el arbitro de gala que tenemos hoy: Nick The Dick Moreno.