La tetona se lo tragó todo




Vaya tetorras que tiene la Gabita, ¡qué pezones más erectos! Lo mejor es cómo se le van hinchando mientras folla y el nivel de excitación va aumentando. La morena me hizo un mamadón de esos que me gustan a mí, apretando bien los labios carnosos y rodeando bien la polla para sentir su lengua y el calor de su boca. El polvo alucinante, tener a esta hembra botando sobre tu rabo es como ver a Dios... y ofrecerle el néctar en su boca es para volverse loco!